Cooperativas sociales conforman Corporación Urbana

Publicado: abril 12, 2012 en Economía, Fuentes laborales, Producción nacional, Seguridad social
Etiquetas:, , , , ,

Trabajo calificado

 para ampliar su capacidad de gestión

Cooperativistas

 

Nueve cooperativas sociales, integradas por más de 300 trabajadores, conformaron la Corporación Urbana, primera experiencia de este tipo, con el fin de mejorar su funcionamiento desde lo económico, administrativo y operativo. La asociación se dedicará al mantenimiento y vigilancia de espacios públicos. En ese sentido, el MTSS, MIDES, MIEM, IM e INACOOP firmaron un convenio de cooperación para la contratación de los trabajadores.

 

Los ministros de Trabajo, Eduardo Brenta; de Desarrollo Social, Daniel Olesker; y de Industria, Roberto Kreimerman, junto a la intendenta de Montevideo, Ana Olivera y el presidente del Instituto Nacional de Cooperativismo (INACOOP), Juan José Sarachu firmaron un convenio de cooperación para la contratación de cooperativas sociales, este 12 de abril en la sede comunal.

Mediante este acuerdo se utilizará, por primera vez, una herramienta prevista en la Ley Nacional de Cooperativas (Nº 18.407), que supone la creación de una organización de 2º grado denominada Corporación Urbana de Cooperativas, que nuclea a nueve cooperativas que brindarán servicios de atención de espacios públicos a la intendencia capitalina.

El INACOOP, organismo que se vincula con el Ejecutivo mediante el MTSS, “jugará un rol preponderante en la capacitación, formación y asesoramiento de estas organizaciones que deben desarrollar una experiencia adecuada de gestión para llevar adelante un emprendimiento de esta envergadura”, explicó Brenta.

Una de las debilidades por las cuales fracasan muchos emprendimientos cooperativos es la carencia de capital de giro. En este caso dispondrán del dinero que abone la comuna por los servicios prestados y del aporte del Fondo Nacional de Desarrollo (FONDES) que comenzará a funcionar a la brevedad y que dispondrá de una cifra cercana a los 100 millones de dólares para financiar distintas iniciativas.

Brenta consideró que generar herramientas de trabajo dignas reduce las brechas sociales y promueve la inclusión. Dijo que confía en que otro modelo, centrado en el hombre y no en el capital, es posible.

Por su parte, el ministro Olesker recordó su pasado cooperativista y refutó el histórico mito de que las cooperativas solo servían para recuperar empresas que cerraban y luego se fundían. “Ahora se rema contra otras corrientes, pero el esfuerzo comienza a dar sus frutos”, sostuvo.

El jerarca expresó el compromiso de las autoridades de resolver este año un ámbito centralizado de comercialización del trabajo de estas organizaciones, “una solución global para todo el año”.

A su vez, Kreimerman se refirió a la unión de estas cooperativas como “comenzar a conjugar los verbos en ‘nosotros’ y tener una mirada plural en un momento mundial y nacional particular”.

El titular de Industria indicó que existen tres mecanismos para mejorar la situación del país en la actual situación: el fiscal (altos ingresos redundan en mayor recaudación), desarrollo del mercado de consumo (sector productivo crece) y cambio del sistema productivo (reforzamiento de sus cadenas y empresas públicas, de la organización de sus trabajadores y del movimiento cooperativo). “Los tres mecanismos se cumplen en el país, pero deben profundizarse”, indicó.

En tanto, Ana Olivera aseguró que esta historia “no comienza hoy” ya que el movimiento cooperativo “peleó contra la corriente” por décadas y hoy se están generando las condiciones para trabajar mejor. La jerarca dijo que es necesario ser capaces de dar respuestas de calidad y excelencia con una visión que contemple lo urbano y lo humano.

Sarachu, a su vez, recordó que 2012 es el Año Mundial del Cooperativismo declarado por ONU. En ese sentido, elogió la nueva herramienta y aseguró que se pueden lograr emprendimientos si se organizan en forma eficiente. “Individualmente cada cooperativa no podía brindar estos servicios, pero este sistema lo permite tendiendo a una economía cada vez más humana”, añadió.

Una de las representantes de la Corporación dijo que esta iniciativa mejorará el funcionamiento de las cooperativas desde lo económico, administrativo y la organización del trabajo. Recordó que su mayor capital es la fuerza de trabajo y definió al sector como “clase obrera basada en una economía solidaria”.

 

Un ejemplo

El ministro Brenta citó como ejemplo a seguir el de —a su entender— la mejor corporación de cooperativas del mundo: Grupo Mondragón de España que fabrica una conocida marca de electrodomésticos para toda Europa. Factura 14 mil millones de euros anuales y emplea a 84 mil personas.

“Hoy existe en el país una Federación de Cooperativas de Producción donde se llevan adelante emprendimientos importantes” (FUNSA, Molino Santa Rosa y COFUESA). Algunos devienen de fábricas abandonadas por empresarios, pero también son emprendimientos de cero (ENVIDRIO). Son formas de autogestión que comienzan a tener una incidencia económica en el aparato productivo nacional cada vez más importante.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s